Este spot lo rodó Ridley Scott. Casi nos matamos con el plano del helicóptero. Es broma.

Este spot lo rodaron Belén Gayán y Mireia Roda allá por... en la noche de los tiempos. Un lujazo pese a que la idea era poca cosa.